La cola de caballo y sus propiedades

cola_de_caballo

La cola de caballo tiene propiedades diuréticas, depurativas, antihemorrágicas, hemostáticas, astringentes, cicatrizantes y reconstituyentes de huesos y tendones tras una lesión.

  • Esta planta que se encuentra al lado de rios y zonas húmedas, es una de las especies más diuréticas que existe. Por este motivo se utiliza habitualmente en dietas de adelgazamiento, pues ayuda a eliminar toxinas que de otra manera se acumularían en nuestro organismo. Pero esta, a pesar de ser su característica más conocida, no es la única.
  • También es recomendada en dolencias como el exceso de ácido urico, artritis, gota, cálculos renales, próstata y obesidad debido a su alto poder depurativo del organismo.
  • Entre sus cualidades también destaca su alto poder para cortar hemorragias debido a que contiene mucho ácido péctico y gálico, que sirven para detener la sangre.
  • Hay que tener en cuenta que es un buen aliado para los huesos debido a su alto contenido en silicio que ayuda a la regeneración y fortalecimiento de los mismos en lesiones. Por lo que es un buen remedio para la osteoporosis, tendinitis, fracturas…
  • Este alto contenido en silicio también favorece el crecimiento del cabello y las uñas, que se vuelven más fuertes y de mejor calidad.
  • Pero no sólo sus usos son internos, pues se puede utilizar de forma externa como emplasto para alteraciones de la piel como eccemas, úlceras…
  • Por su poder antiinflamatorio se usa para aliviar la conjuntivitis y la limpieza de zonas íntimas.
  • Asimismo si tienes retención de líquido y quieres adelgazar, la cola de caballo puede utilizarse como complemento para perder peso, consumiendo entre 2 a 3 tazas de té por día.
  • En cambio si sufres de problemas de huesos como por ejemplo artritis, distensión de ligamentos y osteoporosis, puedes encontrar en la cola de caballo un aliado que te puede ayudar a reparar los tejidos óseos. El componentes responsable de esta propiedad es la sílice, mineral que ayuda a fijar el calcio.
  • Por otra parte si deseas mantener tu cabello en buen estado, la infusión de cola de caballo puede aportar nutrientes que fortalezca tu pelo. Es un remedio natural para prevenir la calvicie, la caída del pelo y la caspa.
  • Si tienes las uñas frágiles, en el té de cola de caballo encontrarás un remedio natural que te ayudará a fortalecerlas.
  • Las propiedades antiinflamatorias que posee dicha planta permite, a través de la utilización de compresas de infusión de cola de caballo, disminuir la tensión ocular como en el caso del glaucoma y previene la aparición de miopía y astigmatismo.
  • Por otra parte esta planta medicinal es utilizado como remedio casero contra la vaginitis y vulvitis. Para ello se realizan lavados con 50 gr. de cola de caballo seco por litro de agua.
  • Si sufres de hemorroides que sangran, los lavados con la infusión de cola de caballo desinflaman y reducen el sangrado.

Pero existen ciertos riesgos relacionados con la cola de caballo y puede llegar a ser toxica en el caso de un consumo excesivo.

Las contraindicaciones de la cola de caballo han sido objeto de numerosos estudios científicos para determinar su seguridad en el consumo humano. Pero aun hoy no se ha llegado a definir su toxicidad con certeza.

La cola de caballo cruda contiene una enzima que es capaz de destruir la vitamina B por lo que puede llegar a producir daños hepáticos, asimismo se han detectado casos en los que produjo debilidad muscular, perdida de masa corporal, alteración del pulso y fiebre.

El riesgo de efectos adversos aumenta si combinamos la cola de caballo con medicamentos, hierbas, suplementos o con cualquier otro tratamiento.

Se cree que los efectos perjudiciales se deben a la existencia de nicotina entre sus componentes. Por esta razón mujeres embarazadas no deben ingerir cola de caballo.

La especie vegetal de la que estamos hablando se llama Equisetum arvenese y hay que asegurarse de que sea esta la que consumimos ya que existen otras especies de cola de caballo, como la Esquisetum palustre, que son venenosas. Para estar seguros conviene no recolectar plantas por cuenta propia, mejor será comprarlas en una tienda especializada

Pero no hay porque alarmarse, la cola de caballo es una planta segura para nosotros. Y como siempre decimos, con mas razón en el caso de la cola de caballo, debemos hacer una consulta con nuestro medico o bien con un profesional de confianza antes de empezar cualquier tipo de tratamiento.

INFUSIÓN

Coloca dos cucharadas colmadas de la hierba en un litro de agua. Deja que la infusión entre en ebullición y al cabo de no más de un par de minutos apagas el agua y dejas que repose durante 15 minutos. Luego cuelas y reservas la preparación, bebiendo durante una o dos veces al día una taza.

Se puede usar, en forma de compresas mojadas con la infusión, recomendado para las heridas sangrantes, lastimaduras de piel (eccemas), herpes, llagas de la mucosa bucal y úlceras varicosas.

  1. Para la retención de líquidos Utilizar los brotes tiernos de cola de caballo para ensaladas o se puede preparar como infusión 10 gramos por litro de agua. Tomar unas 2 ó 3 tazas diarias.
  2. Para las llagas y heridas Elaborar una cataplasma de hojas frescas la cual se aplican directamente, después de haberlas machacado un poco sobre las áreas afectadas.
  3. Para la osteoporosis Hervir 40 gramos de esta planta seca por medio litro de agua durante media hora. Se enfría y se filtra. Tomar tres veces al día.
  4. Reminiralizante con cola de caball Triturar muy finamente los tallos y las ramitas secas de cola de caballo y tomarlas 1 ó 2 gramos al día.
  5. Para endurecer o  fortalecer las uñas Elaborar un cocimiento de 10 gramos de cola de caballo en agua por media hora e introducir las uñas, cuando esta preparación ya esté fresca, por espacio de 15 minutos por la noche durante una semana.
  6. Para las enfermedades reumáticas  Preparar una mezcla con 40 gr de harpago, 20 gr de cola de caballo, 20 gr de abedul y 20 gr de sauce y extraer 1 cucharada.  Verter ésta en una  taza de agua que esté hirviendo.  Tapar y dejar refrescar  durante 5 minutos. Tomar 3 tazas al día, después de las comidas.

No debe usarse en tratamientos prolongados, ya que puede irritar los ríñones. Además, contiene sustancias que pueden llegar a ser tóxicas en grandes cantidades (setenio y equisetina).

No debe administrarse a niños menores de 2 años ni a embarazadas. En personas mayores comenzar con preparados suaves.

Fuentes: Remedios populares,

Los trucos de la abuela

Remedios Innatia

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s