Esta pequeña rutina ha sido creada por Sean Corn, un reconocido instructor Californiano. Esta especialmente diseñada para estirar antes de hacer tu deporte y para trabajar la flexibilidad corporal. Mantén cada posición de 3 a 8 respiraciones.

Triangulo

Estira los hamstrings y los músculos que soportan la columna. Le dan movilidad a los hombros.

Separa tus pies aprox. un metro. Lleva tu pie izquierdo hacia afuera y tu pie derecho un poco hacia adentro. Exhala, lleva tu cuerpo hacia adelante e inclínate hacia tu pierna izquierda. Descansa tu mano izquierda apoyándola bajo la rodilla o el el tobillo. Mantén la mano derecha en una línea recta hacia arriba desde tu hombro. Sostén de 3 a 8 respiraciones. regresa a la posición inicial y haz el otro lado.

Torsión con las piernas abiertas

Estira los hamstrings, incrementa la flexibilidad de la columna, mejora la movilidad de los hombros.

Párate con las piernas abierta, los pies ligeramente hacia adentro y paralelos. Con la columna larga, exhala; dóblate hacia adelante desde las caderas, lleva las manos al piso. Sostén la posición. Inhala y voltea el torso hacia la izquierda, lleva la mano izquierda hacia arriba. Sostén la posición. Exhala, regresa al centro; inhala, voltea el torso a la derecha y eleva brazo derecho. Exhala, regresa al centro; inhala regresa a la posición de pie.

Locust

Incrementa la flexibilidad de la columna, fortalece los músculos de la espalda, abre los hombros, estimula el sistema nervioso central.

Échate boca abajo con la frente en el piso, las piernas estiradas, los brazos a los lados, las palmas hacia arriba. Inhala elevando la cabeza, el torso, los brazos y las piernas del piso. Estira tus piernas y brazos sin despegar la mirada del piso. Sostén de 3 a 8 respiraciones y luego baja lentamente.

Doblez hacia adelante

Calma el sistema nervioso central, estira los hamstrings y los músculos de la espalda.

Siéntate en el extremo de una frazada doblada, las piernas estiradas y juntas frente a tí, tus brazos a los lados. Manteniendo la columna larga, exhala y dóblate hacia adelante llevando el corazón a las piernas, tus brazos llévalos hacia adelante para que sostengan tus rodillas, tobillo o pies (a donde llegues sin dolor). Sostén la posición, luego inhala y suavemente regresa a la posición inicial.

FUENTE: http://www.health.com/health/gallery/0,,20568447,00.html

Acerca de estos anuncios

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s